TODO LO QUE NECESITAS SABER SOBRE UN MAQUILLAJE REJUVENECEDOR

makeuprejuven

A medida que pasa el tiempo nuestra piel va cambiando y quizás los cosméticos que nos quedaban tan bien cuando teníamos 20 años ya no nos funcionan igual a los 50, por lo que se vuelve necesario hacer algunos cambios en nuestro kit de belleza.

Así que toma nota de los siguientes tips que te ayudarán a lucir un hermoso rostro después de los 40.

8 TIPS PARA ELEGIR TUS COSMÉTICOS

1. Utiliza una base de maquillaje fluida del color de tu piel

Las bases compactas o muy espesas generalmente resaltan las arrugas y hacen que se vean más profundas. Para sellar tu base, puedes usar un poco de polvo traslucido en su presentación de polvo suelto.

2. Usa rubor o blush en cremamakeup

Lo que queremos es disimular las líneas de expresión y esta textura hace más fácil dicho objetivo, pues los productos en polvo las acentúan y las mejillas no se verán tan radiantes y de tono uniforme.

3. Utiliza muy poco corrector

Si crees que aplicarte mucho corrector sobre las ojeras las va a ocultar, estás en un error. Lo que haría este hábito es que bajo la luz del día parece que tienes una capa de suciedad debajo del ojo y las arrugas en esa zona se ven más pronunciadas.

La técnica es aplicar sobre la base de maquillaje una capa muy ligera de corrector con una esponja, brocha plana o dando ligeros toques con tu dedo anular para que la piel absorba adecuadamente el producto.

4. Elige labiales de tonos clarosbest-nude-lipstick

Para disimular las líneas finas que suelen aparecer arriba y abajo de los labios evita usar labiales brillantes y de tonos oscuros, a menos que tu piel sea oscura o tengas los labios regordetes.

Los labiales claros o que se acercan al color de tus encías ayudan bastante a que la atención no se centre en las imperfecciones que hay entre la parte baja de la nariz y tus labios (arco de cupido) y en las comisuras. 

5. Aprovecha el delineador de ojos

Uno de los trucos más populares para disimular las arrugas de la cara es lograr que el foco de atención se acentúe en tus ojos y una de las técnicas para lograrlo es usar delineador líquido o en gel, no el lápiz.

Cuando delinees tus ojos asegúrate de que el trazo no sea muy grueso porque eso sí podría envejecer tu rostro, hazlo prácticamente pegado a la línea en donde crecen las pestañas para que éstas se ven más largas.

6. Di no a las sombras brillantesEYESHADOWS

Las sombras con brillos o tonos llamativos que son frecuentes en las mujeres más jóvenes, como el azul o el morado, harían que las pequeñas arrugas que se encuentran alrededor de los ojos se vean más pronunciadas. Lo recomendable es usar muy poca sombra para ojos, en colores discretos, como el gris, café o nude.

7. Cejas bien delineadas

La forma de las cejas puede ser el punto clave para determinar la edad que proyecta tu rostro. Si las dejas muy finas, probablemente tu párpado se vea un poco caído y hacen que la atención se enfoque en tus imperfecciones. Procura no usar pinceles o lápices para pintar la ceja, mejor opta por sombras color marrón.

8. No olvides las pestañas

A cualquier edad el rizado de pestañas es fundamental para que nuestros ojos se vean más llamativos y que los párpados no se vean caídos. Elige una máscara para pestañas a prueba de agua, que les dé volumen y aplica dos capas para maximizarlas.

Ahora bien, ¿cómo llevo estos consejos a la práctica? ¡Sigue leyendo y entérate!

PASO A PASO PARA QUE TU MAQUILLAJE TE HAGA VER MÁS JOVEN

1. La base de maquillaje

a) Sobre tu rostro limpio y recién hidratado, agita muy bien el maquillaje líquido y luego aplica gotas de éste en 5 puntos de tu rostro: nariz, frente, barbilla, pómulos y párpados.

b) Extiende el producto con tus dedos para que se absorba correctamente y se logre un color uniforme con tu piel.

c) Recuerda que la base de maquillaje debe cubrir también el cuello y no cortarse en la barbilla para que no se vean dos colores distintos en tu rostro.

2. CorrectorCORRECTOR

a) Elige uno que sea un tono más claro que tu base de maquillaje porque de lo contrario las ojeras podrían resaltar más.

b) Aplica pequeñas gotas debajo de tus pestañas inferiores, donde están las ojeras, dando ligeros toques. Incluso puedes hacerlo antes de la base de maquillaje.

c) Después extiende el producto por toda la ojera, pero no lo arrastres de un lado a otro, usa tu dedo anular para dar pequeños toquecitos hasta cubrir totalmente esa zona.

d) Ahora difumina los extremos del corrector siguiendo con tu dedo el hueso del pómulo.

e) Por último, aplica sobre el corrector polvos traslúcidos con un pequeño pincel para fijar el producto.

3. Delinea tus ojosdelinear

a) Consigue un delineador líquido o en gel con un pincel delgado y agita bien el producto antes de aplicarlo.

b) Comienza tu trazo justo en la línea donde nacen las pestañas superiores y a unos milímetros del lagrimal. Empieza con una línea fina y conforme avances hacia la parte externa del párpado haz el trazo más grueso, pero no demasiado, y levanta la línea un poco al final.

c) Espera a que seque completamente para aplicar las sombras.

4. Aplica sombras

a) Como ya tenemos un delineado que resalta los ojos, no es necesario usar demasiada sombra.

b) Elige un tono mate, como el rosado, melocotón o champán. Aplica la sombra con un pincel delgado sobre tu párpado móvil, sin tocar el delineado que ya hiciste. Difumina bien.

c) Luego toma un tono de sombra más claro y aplica unos puntos de luz sobre el lagrimal y justo debajo del arco de tu ceja y difumina bien.

5. Riza tus pestañas

a) Usa un rizador para pestañas para lograr mayor volumen.

b) Coloca tus pestarizarpestanasñas dentro de la ranura y presiona desde la raíz hasta las puntas, varias veces hasta que estén curveadas.

c) Ahora aplica la máscara para pestañas, de preferencia con un cepillo que tenga las cerdas separadas.

d) Para que luzcan con mayor volumen y también más largas, pasa el aplicador desde la raíz de las pestañas. Espera a que seque la primera capa y si es necesario aplica una segunda.

e) Después usa un peine para pestañas para separar las hebras que hayan quedado pegadas.

6. Cejas pobladas o gruesas

a) Con un cepillo para cejas, peínalas hacia arriba y si hay pelitos que sobresalgan o que queden levantados, córtalos cuidadosamente con tijeras para cejas.

b) En caso de que no tengas un arco, usa las pinzas de depilar para quitar los pelitos excedentes y formarlo. Recuerda que el arco no debe estar muy pronunciado, entre más naturales luzcan las cejas, mejor.

c) Para rellenar los huecos, aplica polvo para cejas o sombra de ojos de un tono similar al color de tu cabello o al de tu raíz.

d) Píntalas siguiendo el crecimiento de las cejas.

e) Al final, usa un gel para cejas para fijarlas bien.maquillaje-blush

7. Dale color a tus mejillas

a) Para saber cuál es el tono adecuado de rubor o blush que va con tu tipo de piel, pellizca tus mejillas unos segundos y observa el color que sobresale, ese es el tono de blush que debes buscar.

b) Para aplicar el rubor en crema, usa tus dedos y unta el producto sobre las “manzanas” de tus mejillas y difumina con una esponja hacia arriba, en dirección a la sien.

c) Procura que no quedes muy ruborizada para obtener un look más natural. 

8. Labios discretos

a) Opta por un tono de lipstick de la gama de los nude, rosados o melocotón. Si decides delinearlos, el tono debe ser del mismo color de tus labios.

b) Utiliza un pincel para labios para aplicar el labial y rellenar perfectamente.

c) Comienza pintando del centro de los labios hacia las esquinas.

d) Una vez que hayas terminado de pintarlos, usa una servilleta de papel, ponla entre tus labios y presiónala para eliminar el exceso de labial.

NO OLVIDES EL CUIDADO DE TU PIEL

Para que tu maquillaje tenga el efecto que deseas, es necesario que tu piel esté bien cuidada para que los cosméticos puedan fijarse bien en tu rostro. ¿Cómo conseguir esto? ¡Es muy fácil! Sólo tienes que adoptar los siguientes consejos como parte de tu rutina de belleza diaria.

1. Desmaquíllate

Dormir con el maquillaje en el rostro puede acelerar el envejecimiento de la piel por los residuos y suciedad que quedan atrapados en ella. Puedes elegir entre una gran variedad de productos desmaquillantes y la mayoría indican para qué tipo de piel son adecuados.

2. Lava tu rostro todos los días

Antes de aplicarte el maquillaje e incluso después de desmaquillarte debes lavar tu cara con un jabón especial para tu rostro. En el mercado existen varios limpiadores o geles faciales, según tu tipo de piel.

3. Exfolia tu rostroface-scrub

A veces lavar y desmaquillar tu rostro no es suficiente para retirar todas las impurezas, por lo que se recomienda usar un exfoliante una vez a la semana. Es importante que elijas los que son hechos específicamente para el rostro y no uses los corporales, porque éstos pueden ser más agresivos con la piel de tu cutis.

4. Hidrata

Sin importar el tipo de piel que tengas, la hidratación es fundamental. Así que elige productos que contengan ingredientes como: dimeticona, petrolato, ácido hialurónico, glicerina y ceramidas.

Para un mejor resultado, aplica la crema o serum justo después de lavar tu cara, cuando aún esté húmeda para una mejor absorción.

5. Añade productos anti-edad a tu rutina de belleza

Para combatir esas terribles y antiestéticas manchas, líneas de expresión, arrugas y bolsas debajo de los ocreamjos que aparecen con el tiempo, es indispensable que adquieras productos hechos para actuar en las zonas afectadas. Estos son fabricados especialmente para la renovación celular, la producción de colágeno y la reducción de flacidez para que tu rostro siga firme y rejuvenecido.

6. Usa protector solar

Muchos productos de maquillaje ya contienen protector solar y son ideales si no vas a estar expuesta por mucho tiempo al sol. Sin embargo, cuando pasas gran parte del día en el exterior, es necesario que utilices un protector solar antes de la base de maquillaje. Busca los que tengan un FPS de al menos 15.

7. Revisa las etiquetas de tus productos de maquillaje

Para obtener un look rejuvenecido, existen productos de maquillaje con ingredientes que pueden ayudarte a mantener un rostro menos flácido y más firme, tales como: vitamina C, péptidos, resveratrol y otros antioxidantes.

8. Mantén tus cosméticos a rayamakeup-brushclen

A veces nos olvidamos de que las brochas, pinceles y esponjas que usamos para aplicar el maquillaje también acumula
residuos y esto afecta la salud de la piel. Para evitar esto, te recomendamos lavar dichas herramientas una vez a la semana o desechar las que ya tienen mucho tiempo de uso.

Además, debes considerar que los cosméticos tienen fecha de caducidad y con el tiempo pierden su efectividad. Por ejemplo, las sombras de ojos deben cambiarse cada dos años, los labiales cada año y la máscara para pestañas cada tres meses. 

comentarios

Equipo Real Skin Labs

ABOUT THE AUTHOR

Equipo Real Skin Labs